MACAHO, una solución definitiva a bajo costo y ecológica
Foto principal del proyecto: 
1. Categorías a la que postula
Categorías: 
Construcción Sostenible
2. Detalles de la Persona / Organización / Empresa
2.1 Nombre completo de la Persona, Organización o Empresa responsable del proyecto:: 
CORPORACION VIVIENDAS DEL HOGAR DE CRISTO
2.3 Contacto principal o líder del proyecto
Nombre/s y Apellido/s: 
EDUARDO VEGA LOZANO SJ.
Cargo: 
DIRECTOR GENERAL
Correo Electrónico: 
evega@hogardecristo.org.ec
Teléfono: 
390
2.4 Número de Involucrados o personas relacionadas con el proyecto:
2.3A Mujeres:: 
107
2.3B Hombres:: 
105
3. Información sobre el Proyecto
Nombre del responsable del Proyecto: 
EDUARDO VEGA LOZANO SJ.
Email: 
evega@hogardecristo.org.ec
Teléfono:: 
3904457 ext. 106
3.2 Descripción Breve del Proyecto: 
La casa MACAHO, representa para Hogar de Cristo una apuesta a la caña guadua como un elemento renovable en la construcción de viviendas. Combina el acero vegetal con otros materiales locales como la madera y el cemento alivianado en la estructura de paneles en un 20% y aprovecha los desperdicios. El proyecto se enmarca en la Norma Ecuatoriana de la Construcción (MIDUVI, 2016)– Estructura de Madera- y la Norma Andina para diseño y construcción de casas de uno y dos pisos en bahareque encementado (INBAR, 2015). Es un prototipo arquitectónico ecológico que reduce al mínimo el impacto ambiental.
3.3 Ejecución: 
3.3B En Ejecución
Fecha de Inicio: 
Sunday, January 1, 2012
3.4 Localización del Proyecto: 
LITORAL ECUATORIANO
3.5 Tamaño del proyecto: 
No aplica
3.7 Sector: 
Privado
3.6 Alcance: 
Nacional
3.8 Financiamiento: 
Privado
3.9 Impacto del Proyecto: 
46 años trabajando en “Vivienda Digna” (Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, Artículo 30 Constitución de la República) La Corporación Viviendas del Hogar de Cristo, una institución jesuita sin fines de lucro, ha desarrollado diversos estudios orientados principalmente a la “Vivienda digna” (fija y habitable, de calidad, asequible y accesible con seguridad jurídica de tenencia fomentando el uso de los materiales locales para la construcción. Impacto ambiental: La versatilidad de la caña guadua, permite que sus bondades estructurales puedan ser potenciadas con la combinación de otros materiales como el acero en la base de las columnas y del hormigón, tanto en el contrapiso como en las paredes, logrando resultados importantes que aportan positivamente a la estructura. Siendo eminente la necesidad de la sostenibilidad del diseño, se incluyen materiales renovables en el corto tiempo como la caña. Guías de Remisión y Control para la transportación de la materia prima, garantizan el proceso de renovación de los elementos con los que se combina la caña guadua. Impacto social: La casa MACAHO, es una vivienda que siendo construida con caña guadua genera una solución habitacional definitiva a bajo costo para las familias vulnerables. Es decir es una vivienda asequible (USD.9mil), es una vivienda de interés social, para un segmento de mayor vulnerabilidad. Nuestra premisa es responder a las necesidades de la familia (accesible); de ahí que, en nuestro proceso investigativo, siempre está presente impulsar modelos modulares, progresivos y adaptables, promoviendo además espacios sanos y equilibrados. Otra de las bondades, que aporta a la economía de las familias, guarda relación al proceso constructivo. Las familias con conocimientos básicos (albañilería y carpintería) pueden ser capacitadas para ser parte de la edificación, generando una fuente de ingreso. Simultáneamente, impulsamos mano de obra especializada con bambú, abriendo la posibilidad de que se formen sistemas productivos comunitarios. Incidencia Política: En el marco de “Vivienda digna” y muy puntualmente en lo que hace referencia a la seguridad jurídica y tenencia de la tierra, fomentamos el diálogo para incidir sobre la estructura legal que prohíbe la construcción de viviendas en terrenos sin escrituras (MIDUVI, 2012). En ese sentido, logramos flexibilizar el acceso mediante la participación de los Gobiernos locales; un ejemplo claro de lo sucedido, fue la experiencia tras el terremoto 16A. Frente a la emergencia de las familias damnificadas, algunos municipios autorizaron la construcción de viviendas en terrenos en los cuales se tenía la posesión, más no la legalización de los mismos; por lo cual emitieron un certificado de inspección, garantizando que los predios no se encontraban en zonas de riesgo, ni en lugares de posibles desalojos y, que además, son sectores en vías de legalización. De esta manera, fue posible levantar infraestructuras definitivas que cumplen normas constructivas. En ciertos Gobiernos autónomos el compromiso fue más allá y se reflejó en obras de reordenamiento territorial reasignado terrenos de uso público, para el uso de vivienda y adecuación de espacios para la construcción de las viviendas (relleno, nivelación y compactación). Este trabajo realizado entre Municipios, ONGs y la Sociedad Civil, hace posible el ejercicio del derecho a la vivienda y permite la inclusión de las familias más vulnerables.
3.10 Innovaciones en procesos o productos.: 
MACAHO, una propuesta ecológica. La casa MACAHO nace como un reto, motivado por nuestro director general de Hogar de Cristo Padre Eduardo Vega, quien en los inicios de su administración (año 2012) considera que nuestros ‘productos’ para las familias más vulnerables deben de evolucionar, sin perder la calidad, calidez, ni la asequibilidad. “Los empobrecidos también pueden aspirar y acceder a algo mejor” fue una de las frases insignes que avivó la creatividad y nos empujó a la innovación. Jean Marc Pitet, un voluntario francés de profesión arquitecto, creó el modelo a partir de las investigaciones que se inspiraban en la caña guadua y en otros materiales tradicionales como la madera, el cemento y adoquines. El modelo de Madera, Caña y Hormigón, llamado por sus siglas MACAHO, cuenta con una estructura compuesta de puntales y vigas de madera, que se anclan en una base de hormigón armado para proteger la edificación de la humedad y los movimientos sísmicos. Los puntales y las paredes cumple un rol estructural, y están formados por un marco de madera, caña picada (dentro de la casa) y en una primera capa de enlucido de la parte externa cemento y aserrín. Su prefabricación permiten reducir los tiempos de elaboración de la vivienda y de la producción continuada o en serie. Otro de los aspectos que destaca es el aprovechamiento de los desperdicios (aserrín) generados por los otros modelos de vivienda. El aserrín, cuya proporción frente al cemento y la arena es de un 20%, permite alivianar el panel. Si hablamos de ventajas, incluimos la opción que representa el tablero de aglomerado que funciona como un aislante térmico para crear condiciones frescas al interior de la casa aún en temperaturas elevadas. Mucho antes del movimiento telúrico, pensamos en la seguridad de las familias -frente a los movimientos telúricos- como un elemento indispensable; en ese sentido, forjar un prototipo sismo indiferente que resista los embates naturales, para ello actualmente hemos puesto en consideración un diseño en planta de forma regular, los elementos constructivos estructurales están unidos entre sí y anclada a la cimentación. Adicionalmente, se toma en cuenta la continuidad vertical entre columnas, desde la cimentación hasta la parte superior en la cubierta para garantizar la sismo resistencia. Es modular, puede iniciar con un tamaño básico de 26.01mts 2, o una superficie de 38,76 mts2.
3.11 Mecanismos de verificación: 
Planos. Especificaciones técnicas. Contrato firmados para el proceso de adquisición de las viviendas. Facturas de las casas entregadas. Fotos.
4. Documentos de soporte